7 hábitos conscientes, difíciles de adoptar, pero que te beneficiarán toda la vida

0

Estoy seguro de que se seguramente has escuchado el término ‘mindfulness’, en español consciencia plena o atención plena. Desde expertos en salud hasta atletas profesionales, lo están promocionando como la siguiente gran revolución en la psicología.

También te puede interesar: 3 maneras sencillas y poderosas de aumentar tu ENERGÍA

La verdad es que la ‘atención plena’ ha estado presente en la cultura oriental por siglos, mientras que el mundo occidental ha sido lento en asimilar el concepto y ponerlo en práctica.

Pero no te preocupes, no es algo muy complejo. El punto esencial está constituido por enfocar la atención en el momento presente con una actitud en la que no se juzga y se asume una aproximación compasiva.

La ‘atención plena’ puede resultar una técnica muy útil para enfrentarse a situaciones difíciles en la vida.

Para practicar la atención plena te proponemos estos 7 hábitos que pueden resultar difíciles en un comienzo, pero que si los practicas te beneficiaran durante toda la vida.

También te puede interesar: 9 hábitos diarios que todo emprendedor debería poner en práctica ahora mismo

1. Practica la gratitud

Ser agradecido por cada una de las bendiciones que recibimos puede ser uno de los hábitos que se pueden desarrollar. Nos recuerda el disfrutar las cosas que tenemos. Para practicar este hábito puedes escribir 3 cosas por las que sientes agradecimiento cada vez que te levantas en las mañanas.

2. Toma consciencia de tus pies y de las palmas de tus manos

Esta es una técnica que te anclará en el momento presente. Aprieta tus manos fuertemente y luego suéltalas, aprieta y suelta, aprieta y suelta. Esto te permite enfocarte en tu propio cuerpo, lo cual te enfoca en el momento presente.

3. Toma consciencia del medio ambiente

Con la atención plena no tenemos que manipular nuestros sentimientos ni nuestras emociones para estar en el momento presente, simplemente tomamos consciencia de lo que está a nuestro alrededor. Permitimos a la mente dejarse llevar para que tome conciencia de los maravillosos objetos, sitios y sonidos que hay alrededor.

4. Respira profundamente

La mayoría de las técnicas de meditación hacen énfasis en el tema de la respiración por una buena razón. Es una gran estrategia para relajarse y centrarse en uno mismo.
Para empezar a practicarla inhala por 3 segundos y exhala por 3 segundos. En la medida en que te hagas más consciente, incrementa el número de segundos, lo cual te hará sentir más concentrado y relajado.

5. Escucha, en lugar de simplemente oír

La próxima vez que estés en una conversación, trata de prestar atención cuando juzgues a la persona. Entonces, una vez lo notes, puedes intentar evitar los juicios y enfocarte en el contenido de lo que tu interlocutor está diciendo. Los juicios nos llevan a ser parcializados y a no escuchar realmente lo que los otros están diciendo.

También te puede interesar: 18 HÁBITOS a los que debes RENUNCIAR para ser más productivo

6. Observa lo que comes

Siente literalmente tu cuerpo y tus sentidos cuando vayas a comer. No solo disfrutarás tu comida más, sino que empezarás a darte cuenta qué comidas hacen bien a tu cuerpo y qué comidas debes evitar.

7. La ducha con atención plena

La ducha es uno de los mejores momentos para practicar la atención plena. Simplemente observa el agua caer sobre tu piel y siente regocijo en admirar y toma consciencia de tu propio cuerpo.

Fuente: 7 Mindful Habits That Are Hard To Adopt But Will Pay Off Forever (The Power of Ideas)

Opinar