15 rasgos característicos de un PÉSIMO líder de negocios

0

Todos los gerentes y CEOs tienen el riesgo de tener una mala reputación y un ambiente de trabajo tóxico.

También te puede interesar: 9 diferencias entre ser un LÍDER y un GERENTE

A estos líderes, todos los conocemos y nuestros corazones laten rápido y nuestras palmas se empañan cuando escuchamos que su silla chilla y su puerta suena al abrir. Porque sabemos que lo siguiente que oiremos son sus pasos. Lo que no sabemos es donde se detendrán, sólo esperamos que no sea en nuestro escritorio.

¿Qué eres tú, un jefe terrible?, si es así, y no quieres ser la persona que todo el mundo no respeta o desconfía. Entonces, ¿cómo lo puedes cambiar? El primer paso es ser conscientes de las cosas que te vinculan para ser un terrible jefe.

Le pedimos a Young Entrepreneur Council (YEC) que nos dijera sus ideas sobre lo que hace a un líder terrible:

1. Falta de transparencia

El personal puede decir cuando tú no estás siendo completamente honesto con ellos. Rara vez hay una razón para no ser totalmente transparente con tu equipo, especialmente si es una empresa joven y está creciendo. Tú equipo siempre entenderá exactamente dónde se encuentra la empresa. Esto ayudará a todos a unirse como una familia, centrada en los problemas que deben resolverse para el beneficio a largo plazo de la empresa. La falta de transparencia puede resultar en falta de confianza de tu grupo de trabajo hacía ti.

2. No escuchar

Escuchar a todos los empleados tan a menudo como sea posible es tan importante porque así se construye un equipo leal y fiel. Todo el mundo necesita ser parte del proceso para así crear un panorama más amplio. Interactuar y escuchar a tu equipo es algo que muy a menudo los líderes olvidan, con el ruido de los horarios de trabajo y viajes, esto no debería de ser.

3. Descartar las ideas que no sean las tuyas

Tus empleados nunca deben sentir miedo al opinar , ni pensar que te tomas su crédito. Entender una buena idea, aceptar ayuda para desarrollarla y proporcionar el elogio y el crédito a quién te dio la idea, es muy importante.

También te puede interesar: 4 ERRORES de LIDERAZGO que cometen los emprendedores novatos

4. Valorar la experiencia sobre el potencial

Los CEOs deben tener cuidado de no valorar la experiencia sobre el potencial . Algunos de nuestros mejores empleados no han sido los más experimentados pero lo que tienen es algo imposible de entrenar o desarrollar, son diamantes en bruto para ofrecer productos de clase mundial a nuestros clientes, pero por no tener experiencia los obviamos. No puedes enseñar eso.

5. Ego

Los mejores líderes son los que aceptan la culpa cuando las cosas salen mal y dan crédito a su equipo cuando las cosas van bien. Para ser un verdadero líder visionario, necesitas dejar ir tu ego y enfocarte en tu gente porque sin ellos no estarías en ninguna parte.

6. Trabajando las 24/7

Le pregunté a un compañero empresario acerca de sus planes de fin de semana hace unos días atrás y su respuesta fue: “Trabajo todo el fin de semana”. Entiendo la propiedad y la pasión que conlleva el manejo de un negocio, pero tú tienes que dar el ejemplo para tu equipo, debes tener otros intereses y aprender a tomar un descanso. De lo contrario todo el mundo asumirá que tienen que trabajar mucho y alejarse de todo descanso, para que todo salga bien en un negocio y eso es falso, esto creará una cultura tóxica.

7. Falta de empatía

Los líderes deben entender los problemas que enfrenta su equipo, y luego empezar a hacer cualquier cosa para eliminar las barreras de entrada, para que así puedan hacer un mejor trabajo. En mi experiencia, estas barreras incluyen la falta de recursos, la falta de dirección y la falta de cultura.

8. Olvidar el desarrollo del liderazgo

Educar y crear un plan de crecimiento para tus empleados es una de las cosas que nunca se debe ignorar, pero a menudo se pasa por alto. Si tienes una trayectoria de crecimiento y de educación vas a aumentar la retención del empleado, pero también harás un equipo más elegante y más hambriento de crecer. Si piensa en eso al revés, ¿puedes permitirte que tu equipo no aprenda o crezca? Imagínate si tu equipo de marketing estaría haciendo las mismas cosas desde hace cuatro o cinco años atrás, sería caótico.

9. Ser demasiado conservador

Los líderes modernos deben ser absolutamente tenaces para obtener los resultados que desean, de ellos mismos, de su organización, de su equipo e incluso de sus clientes. Deshaste de las nociones excesivamente conservadoras. Si tú no asumes ese riesgo, nunca sabrás cuál sería esa oportunidad. Nunca tendrás que decir “hubiera, hecho tal cosa.”

10. Permitir chismes negativos

Difundir cualquier tipo de chismes negativos acerca de los demás envía una señal de que no es seguro estar cerca de esa persona. La confianza se rompe de inmediato y la gente teme que lo que dicen pueda ser compartido a sus espaldas. A los líderes que les gusta escuchar chismes y no tomar medidas para erradicarlo están perjudicando mas que todo la moral de la empresa. Están impidiendo el flujo de información y comunicación honesta en toda la organización.

11. Mala comunicación de la estrategia

Los CEO tienden a trazar ideas en nuestras cabezas pero no comparten el proceso. Luego, cuando el equipo comienza a hacer sugerencias que ya ha eliminado a través de deliberaciones internas reflexivas, se enojan. Pero nadie sabe que ya lo has hecho, así que ambos lados se frustran. Mi co-fundador me decía esto todo el tiempo, así que empecé a escribir ideas y planes para asegurarme de que mi proceso y conclusión son fáciles de entender.

También te puede interesar: 7 evidencias de que estás trabajando en un AMBIENTE tóxico

12. Ser cerrado de mente

Es crucial como CEO tener una mente abierta y escuchar comentarios e ideas de otros. Ser cerrado de mente y poco dispuesto a cambiar tú perspectiva causará problemas con tus empleados y el éxito de tú negocio.

13. Asignación de la culpa

Asumir la responsabilidad de cualquiera de los fracasos de tú equipo es algo que un buen líder debe hacer, ya que al final del día, tú tienes toda la responsabilidad de todos modos. Debes procurar que tu equipo sepa que tu entiendes cuando las cosas no funcionan de la manera que deberían funcionar. Busca soluciones en lugar de asignar la culpa.

14. Inconsistencia

Muy a menudo veo CEOs que son inconsistentes y cambian de opinión, lo que conduce a la confusión y las señales mezcladas entre todo a su alrededor. Apegarse a sus armas y aceptar el destino (incluso si es malo) dará lugar a oportunidades para seguir aprendiendo y también a la construcción de confianza en los demás .

15. Ser demasiado lento para adaptarse

Las nuevas empresas crecen rápidamente. Los directores ejecutivos que no toman riesgos en cuanto adaptarse se refiere, son aquellos de mente cerrada y arrogante, que muestran no tener idea de las nuevas tendencias. La falta de conocimiento conduce a la indecisión, el miedo puede causar a los empleados perder rápidamente la confianza en su líder.

Vía | Success

Opinar